Arroz tapado de cordero a lo pobre

Arroz tapado de cordero a lo pobre

Aprende a cocinar esta deliciosa receta del arroz tapado a lo pobre. Prepara el relleno de este arroz tapado y úsalo en otras preparaciones. También puedes guardar el relleno y preparar un plato de arroz tapado al momento. Receta original del Bodegón del arroz tapado de cordero a lo pobre, que puedes reemplazar con carne de res.

Ingredientes del Relleno

  • 500 gr de carne de cordero molida, o carne de res molida
  • 500 gr de cebolla roja picada
  • 1 ají amarillo limpio y picado en cuadritos
  • 20 ml de aceite vegetal
  • 40 gr de pasas negras
  • 2 cdas de ajo picado
  • 2 cdas de pasta de ají panca
  • 1 cda de pasta de ají amarillo
  • Sal, pimienta, comino y orégano al gusto.

Preparación:

Sazona la carne molida y dora en una sartén con aceite caliente. Cuando la carne esté dorada, resérvala.

Prepara el aderezo en la misma sartén: Dora la cebolla y el ajo picado, condimentar y añadir la pasta del ají panca y la pasta de ají amarillo. Espera a que el aderezo se separe y agrega el ají amarillo picado y la carne molida dorada. Añade las pasas y caldo de verduras o de carne, que cubra la preparación. Déjalo guisar a fuego lento y, cuando el líquido se haya consumido a la mitad, rectifica la sazón y deja enfriar.

Mezcla el relleno con tres huevos cocidos y picados y dos cucharadas de culantro picado.

Ingredientes del Arroz amarillo

  • 500 gramos de arroz
  • 2 cucharadas de ajo picado
  • 3 cucharadas de pasta de ají amarillo
  • 1 cucharada de palillo
  • Aceite vegetal

Preparación:

En una olla, dora los ajos, el ají amarillo y añade el palillo.
Agrega el arroz, cúbrelo con agua y déjalo cocinar de la manera convencional.

Armado del plato:

Llena la mitad de un bowl o taza con el arroz, agrégale una capa de relleno y tápalo con otra capa de arroz. Asegúrate de ponerle un poquito de aceite al recipiente, para que no se pegue. Luego, voltéalo sobre un plato, con cuidado ¡y listo!. Acompaña tu arrocito tapado con un plátano frito, un huevito y su sarza criolla.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *